INNOVACIÓN, LA NUEVA RIQUEZA

La creatividad como activo de empresas y personas

En un mundo vertiginoso y demandante, las novedades en el mercado son cada día más demandadas por mercados más exigentes. Las empresas quieren innovar pero no saben o no pueden hacerlo por una incapacidad técnica emanada de las actitudes y las aptitudes del personal que labora en esas empresas. Esta es una ocasión única de aprender de un experto que nos explica de manera sencilla como hacerlo.

Federico Hess, es un referente en temas de innovación y en esta ocasión nos ponemos de manteles largos en tenerlo entre nuestras páginas. Si alguien entiende la teoría y la práctica sobre como innovar, él es el indicado, ya que nos habla de las implicaciones que lleva la innovación, basado en su vasta experiencia, tanto en la docencia como en la práctica profesional. Federico Hess nos lleva a reflexionar que la innovación necesita de un proceso creativo previo que requiere por fuerza del desarrollo de ciertas habilidades que nos muestra de manera sintética para tratar no sólo de entenderla, sino de que en verdad se aplique.

Padecemos de una escasez crónica de soluciones creativas para resolver problemas cotidianos, profesionales y empresariales. Entre los principales motivos se encuentran: el escaso conocimiento sobre los principios y fundamentos del fenómeno creativo y la falta de incentivos y estímulos para el desarrollo de esta capacidad intelectual en cursos, proyectos de formación profesional y en los programas de capacitación empresarial, de ahí la importancia de comprender la importancia y los passos para generar innovación en diferentes rubros, he aquí como hacerlos.

Innovación, la nueva riqueza

La Innovación es considerada como el único proceso capaz de generar el crecimiento estructural, permanente y sostenible de cualquier negocio. Innovar no es únicamente tener ideas interesantes, sino transformarlas en un nuevo producto, servicio o modelo de negocio. Significa transformar ideas originales en resultados empresariales, capaces de generar valor relevante para las personas que se traducen en calidad de vida, bienestar y auto-estima.

Existe un consenso sobre la importancia de la innovación para el futuro de las organizaciones, los negocios innovadores están creando la mayor parte de la ‘nueva riqueza’. En un mundo altamente complejo, el éxito comercial para el emprendedor, la empresa, las organizaciones o incluso para el país, dependerá, cada vez más, de observar, de entender los principios de volatilidad, incertidumbre, complejidad, y ambigüedad, presentes en el contexto, tratarlos como oportunidades de innovación y aplicar la creatividad colectiva como fuente de ideas originales y sorprendentes y la innovación como estrategia para capitalizar sus resultados.

Esto se aplica en la oferta de nuevos productos, servicios, experiencias y modelos de negocios y para todo sector imaginable de la economía. A pesar de ello, la mayoría de las empresas tratan la innovación como un evento ocasional y frecuentemente, fortuito y accidental. A pesar de las elevadas sumas de inversión aplicadas en I&D los índices de resultados de innovación son alarmantemente bajos.

Estudios realizados (Doblin Group) muestran que 96% de las iniciativas para innovar no alcanzan las metas esperadas. La experiencia muestra que entre los principales motivos destaca el desconocimiento y la falta de: experiencia, “know how” y ‘know why” para formular un modelo de gestión dinámico, sistemático y creativo, para alcanzar la innovación.

La práctica habitual en la gestión de las empresas, busca innovar dentro de un marco de referencia habitual, rutinario, predecible y cuantificable sin espacio para cualquier eventual ambigüedad o incertidumbre y eso provoca una gran frustración. Sin embargo la situación no necesariamente debe ser así.

Las organizaciones basadas en el conocimiento forman parte de la “Economía creativa” cuya visión supera la perspectiva de resolver una situación actual o realizar una mejora incremental. Se trata de crear lo nuevo y sorprendente. Un proceso de descubrimiento y experimentación para el cuál es imposible predecir de antemano el resultado. Una travesía creativa al encuentro de un “Insight” o expectativa sobre la cual tenemos una difusa percepción.

Innovación Disruptiva

La innovación disruptiva es en esencia un proceso de destrucción creativa (Schumpeter), un catalizador que formula una “propuesta de valor significativamente diferente” a cualquier oferta presentada hasta entonces en el mercado.

Las competencias se encuentran identificadas en 3 diversas categorías:

‘MINDSETS’. Conjunto de herramientas orientadas a incentivar la observación para lograr un cambio en nuestro enfoque y perspectiva hacia la manera de descubrir, definir y explorar las oportunidades de innovación.

‘EMPATÍA‘. Conjunto de técnicas que permiten sensibilizarse e interpretar nuestros hallazgos e identificar oportunidades a partir de entender las motivaciones, deseos, intereses, expectativas y necesidades – frecuentemente no explícitas – de las personas, creando un vínculo emocional y afectivo hacia los futuros consumidores.

‘IDEACIÓN’. Grupo de herramientas de apoyo para la generación de ideas incentivando: fluidez creativa (cantidad de ideas), diversidad creativa (explorar la oportunidad desde múltiples perspectivas), flexibilidad creativa (capacidad para re-definir y transformar soluciones) y originalidad.

Mezclar, es bueno

En la ‘Economía del Conocimiento’ las innovaciones radicales combinan el talento de las personas y sus  capacidades particulares de maneras insospechadas, dando lugar a resultados significativamente diferentes de aquéllos habituales. Por tal motivo, es recomendable incentivar una cultura de colaboración multidisciplinar donde miembros de un equipo reúnen diversas habilidades, perspectivas analíticas y experiencias para la solución creativa de problemas.

La experiencia confirma el valor inherente a la colaboración entre diferentes disciplinas por su poder para cruzar los límites entre las diferentes áreas de conocimiento. Simultáneamente se ha hecho evidente la importancia del papel que desempeña el líder de estos emprendimientos, aquél individuo, agente del cambio, capaz de integrar un grupo heterogéneo hacia un objetivo común: la convicción de que el mayor valor a ser alcanzado está en la propia originalidad del resultado. Un líder con la habilidad de reconocer e identificar nuevas oportunidades a lo largo de la jornada y motivar e incentivar al equipo para especular y explorar alternativas, asumir riesgos y experimentar las propuestas que surgen en el proceso.

La integración de CREATIVIDAD>DISEÑO> SUSTENTABILIDAD>INNOVACIÓN es considerada entre las prácticas competitivas de alto desempeño y uno de los principales medios para generar nueva riqueza y crecimiento sostenible.

Esta integración del “Diseño” contribuye a dar énfasis a la “Innovación centrada en las personas”,  colocando al individuo en el centro de la innovación durante la creación y desarrollo de nuevos productos y servicios,  y como factor principal para formular una “nueva oferta de valor” que sea deseable, relevante a los usuarios y obtener una posición competitiva en el mercado.

Los paradigmas de la creatividad

Los mitos asociados a la idea de la creatividad como un talento raro, excepcional y por lo tanto privilegio de pocos, han influido para esta falta de desarrollo creativo. Nuestra experiencia muestra que la creatividad es una capacidad cognoscitiva inherente a cualquier ser humano y por lo tanto puede ser aprendida y desarrollada en todos los individuos. Se trata de una particular habilidad intelectual para combinar elementos y generar nuevas y sorprendentes ideas.

CREATRIX Comportamiento Creativo -Diversos estilos creativos
CREATRIX – Comportamiento creativo -Porcentaje

Las sesiones en la modalidad de “Sprint Sessions” preparan a los participantes para la solución creativa de problemas, cotidianos, profesionales y empresariales. Durante estas sesiones los participantes aprenden a través de desafíos creativos -ejercicios lúdicos presentados como analogías a situaciones reales- los fundamentos del fenómeno de la Creatividad. Simultáneamente adquieren en la práctica los conocimientos, principios, comportamientos y procesos que estimulan y aumentan el desempeño creativo y desarrollan el hábito de ejercitar una sistemática para la solución creativa de problemas frente a plazos cortos y con recursos limitados. La colaboración en equipos fomenta el trabajo interdisciplinar y aumenta la eficacia y la productividad lo que resulta en un factor de estímulo, motivación y empatía entre los colaboradores.

Características del creativo

Existe una infinidad de información sobre cómo son o cómo deberían se ser las personas creativas, sin embargo no todas son confiables, de ahí que Federico Hess, nos da una lista de características que debe tener aquel o aquellos que quieran ser creativos, ya que la creatividad es muy importante para la supervivencia de empresas y personas que quieran sobrevivir en el mercado o en su trabajo, de ahí que esta lista debería estar a la vista para irla siguiendo con detenimiento, entre ellas se encuentran:

FLUIDEZ – Capacidad para generar múltiples ideas en un determinado tempo.

DESAFÍOS CREATIVOS – Desarrollan la habilidad para identificar los “problemas subyacentes”, y transformarlos en oportunidades creativas

VISIÓN – Capacidad para identificar y “mapear” los diversos factores relevantes a un problema y estructurar estrategias para su solución.

SISTEMÁTICA – Identificar las diversas etapas del proceso para solucionar problemas y aplicar las estrategias y técnicas adecuadas para alcanzar soluciones.

ORIGINALIDAD – Capacidad para elaborar diversas soluciones para una oportunidad creativa con resultados originales.

INICIATIVA Y MOTIVACIÓN – Perseverancia, determinación y pasión por superar obstáculos y alcanzar metas. Solucionar, por iniciativa propia, problemas complejos y elaborar soluciones con recursos escasos y dentro de plazos limitados.

RIESGO – Capacidad para asumir desafíos, elaborar y evaluar alternativas y controlar los riesgos.

SINERGÍA – Integración al trabajo colectivo en equipo. Colaboración, participación y contribución a los resultados. Para su futuro crecimiento y competitividad, fomentan la creatividad y los ambientes innovativos entre las prácticas consideradas de alto desempeño.

Los workshops de “Creatividad avanzada para Innovar” son resultado de estudios realizados sobre las principales teorías que explican el fenómeno de la creatividad y los principales fundamentos y principios para incentivarla.

Parte de estos estudios reúnen las experiencias de proyectos de Innovación y cursos realizados para empresas, Universidades, Centros de tecnología y Entidades de fomento al desarrollo empresarial. Estos talleres han sido diseñadas para que los participantes aprendan, desarrollen las competencias y coloquen en práctica el proceso creativo para la Innovación.

Los resultados obtenidos confirman la posibilidad del desarrollo deliberado de una capacidad mental y muestran que las soluciones innovadoras son resultado de un proceso ágil, consistente y sistemático. Durante el trabajo en grupo se valoran las actitudes positivas y por outro lado es necessário reforzar e identificar las negativas para cambiarlas.

En resumen

La creatividad y mucho menos innovación, no se realizan con buenas intenciones, es un trabajo y una disciplina que requiere del esfuerzo conjunto del empresario, la empresa, los empleados, clientes y proveedores. Un producto innovador, conlleva procesos creativos que las personas deben asimilar y asumir como parte de una cultura de la innovación.

FEDERICO HESS

M Des RCA

Diseñador, líder académico y consultor en Diseño estratégico, Creatividad, ‘Design Thinking’ e Innovación.

Master of Design del Royal College of Art – Londres.

Experiencia internacional en diferentes áreas de la Innovación de productos, servicios y experiencias, diseño estratégico de la Innovación, entre otros.

Socio fundador de empresas en Innovación de productos, servicios y experiencias: “HOK Innovation” en Río de Janeiro, Brasil y “SAFE Innovation” en la CDMX. Realiza workshops para empresas interesadas en la innovación como estrategia para la competitividad. Entre sus clientes están: Nestlé, Gillete, BASF, 3M, COMEX, Instituto de Ciencias Físicas-UNAM e Instituto Nacional de Antropología e Historia-INAH.

Compartir

Deja un comentario